La fiesta bailable comenzó con la pachanga de el Cometa y la orquesta espontánea

Una nutrida gama de ritmos tropicales, folk, ska y rock circularon en el Patagonia Clandesta con la impronta propia del Cometa y la orquesta espontánea, quienes se agruparon como banda para marcar su debut en la cuarta versión del evento.

Si bien la posibilidad de tocar juntos nuevamente no se descartó, la residencia de el Cometa en Santiago lo mantiene avanzando en un proyecto paralelo lleno de músicos regionales de la talla de Rodrigo Millán (Icarus Gasoline) entre otros.

Autor entrada: Revista Patagonia Rock

Somos un medio de comunicación digital especializado en la difusión y cobertura de la escena musical emergente de la región de Magallanes y la Patagonia en general.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *